Cuatro personas han muerto al estrellarse un helicóptero del Instituto Nacional de Emergencia Médica de Portugal (INEM). Entre las víctimas se encontraba un médico español. Se trata de un médico de 47 años, natural de A Coruña, que trabajaba en el Hospital São Sebastião de la ciudad de Santa Maria da Feira , la cual está próxima a Oporto, desde hace ya 19 años.

Estaba adscrito al servicio de urgencias del hospital y formaba parte del Instituto Nacional de Emergencia Médica (INEM) de Portugal. Las otras tres víctimas son el piloto, considerado uno  de los comandantes más experimentados del servicio de emergencias, su copiloto, que contaba también con gran experiencia y una enfermera de 30 años.

El primer ministro del país, António Costa, ha trasladado su pésame por la muerte de los cuatro profesionales, cuyos cuerpos fueron recuperados y trasladados al Instituto de Medicina Legal de Oporto. El Instituto Nacional de Emergencia Médica (INEM) agregó en su cuenta de Twitter que la aeronave fue localizada a las 01.30 hora local (01.30 GMT) en la Sierra de Pias, comarca de Valongo, a unos 15 kilómetros de Oporto. El helicóptero había sido dado por desaparecido hacia las 19.50 horas (19.50 GMT), tras lo cual personal de diversos organismos de socorro emprendieron su búsqueda

El ministro de Administración Interna luso, Eduardo Cabrita, ha ordenado a la Autoridad Nacional de Protección Civil una investigación urgente sobre los mecanismos y las comunicaciones que se activaron tras el siniestro.

Se sabe que el aparato había sido requerido para transportar a una mujer de 76 años que padecía graves problemas cardiacos y, a continuación, se le perdió la pista en la comarca de Valongo debido a las malas condiciones climatológicas. Existe una carta del organismo de navegación aérea de Portugal (NAV) en la que afirma que alertó a las autoridades de Protección Civil y a la Fuerza Aérea de la desaparición del helicóptero tras intentar contactar infructuosamente con los comandos de operaciones de socorro de Oporto, Braga y Vila Real, que «no contestaron».

A pesar de que NAV Portugal sostiene en la carta que actuó «con diligencia y celeridad al perder el contacto con la aeronave, un HSU203, habrá que estar a los resultados del informe que se emita tras la investigación

Hasta la fecha todo parece indicar que colisionó contra una antena emisora en una zona montañosa en la comarca de Valongo, a 15 kilómetros de Oporto. Sin embargo, se desconocen los motivos de la colisión, que sólo serán esclarecidos tras el acopio de datos durante la investigación, lo cual se retrasará, aparentemente por el mal estado en el que se encontraba el aparato.

De momento, lo único que pueden hacer los familiares y los allegados es esperar los restados que emitirá el informe para deducir de quien es la responsabilidad de lo ocurrido.

 

Departamento especializado en Lesiones Graves

En abogados indemnización contamos con un departamento especializado en lesiones graves

 

 

Por favor, valore este artículo

1 Estrella2 Estrellas3 Estrellas4 Estrellas5 Estrellas (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…